Mujer entre sueño

24.7.12

Los Grandes Pintores Mexicanos



Los Grandes Pintores Mexicanos

La plástica mexicana ha sido muy afortunada y prolífica, desde inicios del siglo XX pintores, escultores y fotógrafos incluso, tuvieron la capacidad de interpretar acontecimientos políticos, sociales, económicos, y sobre todo crear estilos propios que dieron un sello único al arte mexicano.

La pintura mexicana en particular, ha vivido diferentes momentos representativos con artistas cuya propuesta no sólo se centra en su estilo y temáticas, sino en el abanderamiento de ideologías que se llevaron a todos los contextos de su vida.

José María Velasco, nacido en el Estado de México, es uno de los pintores y paisajistas reconocido por su inspiración en el México campirano provincial, al que aprendió a pintar con mucho esfuerzo debido a sus carencias económicas. Sin embargo, Velasco logra ingresar a diversas escuelas de arte de las que obtiene la definición técnica del dibujo que sostendrá el resto de su carrera para ofrecer obras como “Un Paseo en los Alrededores de México”, de 1866, “El Panorama del Valle de México, 1875”, “México”, 1877, “Paisaje de Metlac”, de 1881, “Hacienda de Chimalpa” de 1883.

Velasco también se interesó por otras temáticas, como la vida marina, temas que corresponden a las pinturas “Evolución de la vida marina”, Evolución de la Vida Continental”. Murió en 1912 siendo hasta entonces uno de los mejores paisajistas reconocidos en México y en el mundo.

Posteriormente ya en el siglo XX, el muralismo mexicano predomina como expresión artística en las primeras décadas, el que sin duda está profundamente influido por la Revolución Mexicana y la propuesta de una identidad nacional.

El lenguaje pictórico que los muralistas asumieron, debía ser coherente con la finalidad de reivindicar a las masas populares, no se trata de un lenguaje abstracto, sino realista, accesible a la comprensión de cualquiera que viviera dentro y fuera del México posrevolucionario.

Entre los más destacados pintores mexicanos se encuentra José Clemente Orozco. nacido en 1883, Continuar
 Los Grandes Pintores Mexicanos
La plástica mexicana ha sido muy afortunada y prolífica, desde inicios del siglo XX pintores, escultores y fotógrafos incluso, tuvieron la capacidad de interpretar acontecimientos políticos, sociales, económicos, y sobre todo crear estilos propios que dieron un sello único al arte mexicano.
propone una tendencia compositiva hasta entonces no vista. Rivera es también un artista comprometido con el comunismo, al que representó mucho tiempo y del que tomó el interés por las causas sociales, adquiriendo una visión estética que lo llevó a pintar murales con escenas de la vida nacional, tratando de reivindicar siempre a las clases populares y la belleza rural. (foto: Libbyrosof)
La pintura mexicana en particular, ha vivido diferentes momentos representativos con artistas cuya propuesta no sólo se centra en su estilo y temáticas, sino en el abanderamiento de ideologías que se llevaron a todos los contextos de su vida. 
José María Velasco, nacido en el Estado de México, es uno de los pintores y paisajistas reconocido por su inspiración en el México campirano provincial, al que aprendió a pintar con mucho esfuerzo debido a sus carencias económicas. Sin embargo, Velasco logra ingresar a diversas escuelas de arte de las que obtiene la definición técnica del dibujo que sostendrá el resto de su carrera para ofrecer obras como “Un Paseo en los Alrededores de México”, de 1866, “El Panorama del Valle de México, 1875”, “México”, 1877, “Paisaje de Metlac”, de 1881, “Hacienda de Chimalpa” de 1883.

Velasco también se interesó por otras temáticas, como la vida marina, temas que corresponden a las pinturas “Evolución de la vida marina”, Evolución de la Vida Continental”. Murió en 1912 siendo hasta entonces uno de los mejores paisajistas reconocidos en México y en el mundo.

Posteriormente ya en el siglo XX, el muralismo mexicano predomina como expresión artística en las primeras décadas, el que sin duda está profundamente influido por la Revolución Mexicana y la propuesta de una identidad nacional.

El lenguaje pictórico que los muralistas asumieron, debía ser coherente con la finalidad de reivindicar a las masas populares, no se trata de un lenguaje abstracto, sino realista, accesible a la comprensión de cualquiera que viviera dentro y fuera del México posrevolucionario.

Entre los más destacados pintores mexicanos se encuentra José Clemente Orozco. nacido en 1883, tomó el camino de la pintura después de haber sido caricaturista en publicaciones emblemáticas de la época como El Hijo de Ahuizote; fue después acuarelista, dedicándose a alternar diversas técnicas que conjuga finalmente la pintura mural. (foto: chadly)

Entre sus cuadros de gran tamaño se encuentran “Las últimas fuerzas españolas evacuando con honor el Castillo de San Juan de Ulúa” de 1915, en la que todavía no encontraba el estilo propio, pero sí el interés que lo acercaría a las temáticas revolucionarias y nacionalistas, como las que produjo cuando se acercó a otros pintores como Diego Rivera y Siqueiros. Nace con esa unión ideológica el muralismo mexicano interpretando y creando para las masas populares, con una fuerte tendencia de crítica social y de izquierda. Aportó su obra creativa a sitios como la Escuela Nacional Preparatoria con “Cortés y la Malinche”, los frescos de la Biblioteca Baker en New Hampshire. Destacan entre sus obras de menor dimensión “El Combate”, 1920, “Cristo Destruye su Cruz”, de 1943.

Realizó murales en California como Prometeo de 1931, y en New York en la New School for Social Research, en las que muestra la influencia del barroco en creaciones de verdadero dramatismo. Son de extrema fuerza y belleza los murales del Hospicio Cabaña en Guadalajara y los que realizó en el Palacio de Bellas Artes de la Ciudad de México. Le pertenecen también los murales de la Suprema Corte de Justicia, tal como “La justicia”, y finalmente, “Alegoría Nacional” de la Escuela Nacional de Maestros.

También nacido en el siglo XIX, (1886), en Guanajuato, Diego Rivera es uno de los personajes emblemáticos del muralismo. Tuvo una formación académica en San Carlos, continuando sus estudios en Europa, de donde regresó una vez influenciado por el cubismo y el realismo. Pero Rivera no se queda en la mera influencia de las corrientes europeas, ya que propone una tendencia compositiva hasta entonces no vista. Rivera es también un artista comprometido con el comunismo, al que representó mucho tiempo y del que tomó el interés por las causas sociales, adquiriendo una visión estética que lo llevó a pintar murales con escenas de la vida nacional, tratando de reivindicar siempre a las clases populares y la belleza rural. (foto: Libbyrosof)

Al lado de Rivera, pero con independencia artística siempre se encuentra Frida Kahlo. Nacida en Coyoacán en 1907, desde sus primeros intentos en la pintura se caracterizó por composiciones referidas a ella misma. Frida fue siempre el tema central de su obra, ya que su vida se transforma en la vivencia cotidiana y difícil de limitaciones físicas que fueron volviéndose más graves. La sensibilidad de Kahlo enmarcó una obra llena de sentimiento, metáforas y encuentros consigo misma y su dolor. (foto: Libbyrosof)

Entre su prolífica obra se encuentran, “Autorretrato con Traje de Terciopelo”, 1926; “Frida Kahlo y Diego Rivera”, 1931; “Autorretrato con Collar”, 1933; “Diego en mi pensamiento”, 1933, “Frutos de la Tierra”, 1938; “Las dos Fridas”, 1939, “Raíces, 1943”.

José Luís Cuevas es otro de los grandes pintores mexicanos, cuyas dotes se extienden hacia la escultura, la ilustración, y el grabado. Cuevas marca otra corriente artística que intencionalmente trata de romper con el muralismo mexicano. Esta tendencia a la visión histórica-social y nacionalista que caracteriza a la pintura de la primera mitad del siglo XX, habrá de encontrar un corte en la figura del pintor.

Las temáticas de José Luis Cuevas recaen en un contenido individualista, incluso personal, respecto a la naturaleza humana. Él hace un retrato de los lados más oscuros y temidos del ser humano; se concentra en temáticas como la muerte, el deterioro físico, pero también el deterioro mental y el espiritual, de ello emergen grabados que muestran a seres grotescos, retorcidos, desvirtuados, que finalmente pertenecen también a la humanidad. A José Luis Cuevas no puede caracterizársele en un solo arte, ni corriente artística, aunque muchos califican su arte de expresionista.

Otro gran pintor mexicano con gran renombre y trascendencia en el arte mexicano es Rufino Tamayo, y también forma parte del extraordinario arte oaxaqueño el gran Francisco Toledo.

Artículo Producido por el Equipo Editorial Explorando México
Copyright Explorando México. Todos los derechos Reservados.
Fotografía Portada tomada de Wikipedia.Org Ver Autor y Licencia



No hay comentarios:

Más de 150 obras inéditas de Leonora Carrington llegarán a la ciudad

El centenario de Leonora Carrington va a cerrar con broche de oro en nuestra ciudad, porque en abril del 2018 el Museo de Arte Moderno ...

Enlaces Museos De Florencia San Marco Trady 3° Dimención




Autores de todos los tiempos se dan cita en este espacio dedicado a aquellos que con sus pinceles escribieron la Historia de la Pintura.

Descubrir su legado, o explorar su entorno artístico son sólo algunas de las posibilidades que ofrece este lugar al visitante. Este apartado dispone de una completa base de datos -más de 8.000 cuadros, 561 pintores y cerca de 35.000 páginas de texto- además de informaciones culturales actualizadas con enlaces directos a los museos más importantes del mundo. A esta información se puede acceder a través de un listado alfabético o cronológico yen galerías de miniaturas.

Descubrir su legado, o explorar su entorno artístico son sólo algunas de las posibilidades que ofrece este lugar al visitante. Este apartado dispone de una completa base de datos -más de 8.000 cuadros, 561 pintores y cerca de 35.000 páginas de texto- además de informaciones culturales actualizadas con enlaces directos a los museos más importantes del mundo.

A esta información se puede acceder a través de un listado alfabético o cronológico yen galerías de miniaturas.


cementerio

Descubren cementerio submarino maya en Chichén Itzá

MÉRIDA (EL Universal).- Buzos e investigadores de la Facultad de Antropología de la Universidad Autónoma de Yucatán (UADY) encontraron en un cenote cercano a la zona arqueológica de Chichén Itzá huesos de niños mayas que supuestamente fueron parte de los sacrificios en honor a los dioses, pero con la característica de que muestran algunas huellas de violencia.

Para lograr el hallazgo, los espeólogos tuvieron que descender primero 20 metros a profundidad en forma vertical y posteriormente otros 30 metros más, en forma horizontal, para toparse con un cementerio humano en el fondo del cenote, cuya ubicación no darán a conocer para evitar saqueos o perjuicios a los trabajos de averiguación que continuarán en los próximos meses.

Esta es la primera vez que el hombre observa evidencias del pasado en este cenote, donde los mayas practicaron el sacrificio humano como un vínculo con sus dioses y una forma —según sus creencias— de buscar la satisfacción de ellos mismos, mencionaron. El investigador subactuático Guillermo de Anda, de la Universidad Autónoma de Yucatán (UADY), señaló que los mayas pensaban que la sangre del hombre era la ofrenda mas valiosa que se le podía conceder a los dioses, esperando algún beneficio de este acto.

De Anda y su equipo contaron restos de por lo menos 20 seres humanos, así como otros elementos de jade, piedras labradas y cuchillos de pedernal. Los investigadores han logrado identificar seis osamentas: dos son de niños y cuatro de adultos. También encontraron restos óseos de perros, venados y jaguares, la mayoría con evidencias de haber muerto de manera violenta.

Acerca del porqué el sacrificio de niños mayas, los espeólogos dijeron no tener respuesta. “Muchos de los niños que fueron arrojados al cenote tienen marcas de violencia... es posible que sean niños que murieron por causa natural y luego fueron utilizados para alguna ceremonia especial”, dijo.

En cuanto a los restos de animales, se estima que los mayas pensaban que eran quienes guiarían el alma de los muertos en su viaje hacia el mas allá. Por los objetos encontrados, existe la presunción de que los restos corresponden al tiempo clásico terminal o postclásico inicial, entre el año 900 y mil de nuestra era.

Los investigadores analizarán los hallazgos en laboratorios para establecer el sexo, la edad y la causa de la muerte de las personas.

Bellos ojos


Es mirada de luz, siempre curiosa de esos ojos tan bellos, asombrados lucecitas que me han enamorado ya no puedo pensar en otra cosa

Misteriosos, atractivos, seductores los que turban mi vida, mi razón los que alientan mi antojo, la pasión los que saben de todos los colores
En la calma se ven celeste cielo tornan gris si llega la tristeza si pretendes un poco de tibieza son azules, de suave terciopelo
Especiales al tiempo del amar con un brillo que luce refulgente atrevidos, quizás irreverentes ya se muestran tan azules como el cielo.

Inspirado en la historia de una amiga...enamora
de unos ojos bellos como el mismo cielo .